Sábado, Agosto 24, 2019
Home > Artículos > ¿Cómo cambia la vida de las mujeres, luego de ser madres?

¿Cómo cambia la vida de las mujeres, luego de ser madres?

Compartir en:

La llegada de un bebé es uno de los principales acontecimientos que cambia la vida de la mujer. En especial para los padres primerizos, conocer con anticipación qué les aguarda en los próximos meses les ocasiona inseguridades.

En esta etapa, la falta de información se puede traducir en miedo e incomprensión para algunos de los miembros de la pareja. Las madres primerizas se pueden sentir muy exhaustas, aunque consideran que nadie puede realizar mejor los cuidados de su pequeño que ellas. Por lo general, no aceptan que su pareja, hermana, madre o suegra pueda cuidar de su pequeño.

La psicoterapeuta Cinthya Guerra menciona que la hormona oxitocina se eleva en esta etapa. Por ello la mujer empieza a tener un sentimiento de sobreprotección y supervivencia hacia el bebé. A raíz del exceso de esta hormona la madre puede estar, en algunas ocasiones, a la defensiva, en especial en situaciones sobre el cuidado del hijo. Además, sus sentidos se alteran, tanto como el gusto, tacto y otros; los cuales se relacionan a la defensa del pequeño.

Por otra parte, las mujeres empiezan a ser más resistentes al estrés. Realizan diversas actividades para complacer a su pequeño. También, se recomienda que los padres primerizos vean esta situación como una nueva oportunidad, y reciban a su pequeño con el mayor entusiasmo y positivismo para que exista una mejor relación entre el padre e hijo.

A continuación, recomendamos algunas actividades para disfrutar al máximo esta etapa:

Leer algunos textos que ayuden y aporte a ser padres

Algunas clases entre parejas de educación prenatal.

La madre debe tomar un tiempo para ella.

Recibir algunos consejos de padres experimentados y acercarse más a conocer cuáles son los principales problemas de crianza. Intercambiar consejos.

Tratar de eliminar el estrés y enfocarse en actividades que puedan mantener a los padres relajados.

Reservar tiempo para la pareja.

La mujer debe aceptar cuando tiene inseguridades con los cuidados del niño y pedir ayuda al padre. Por lo contrario, si la madre carga toda la responsabilidad, a largo plazo,puede culpar al bebé por sus malas acciones.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *