Miércoles, Septiembre 18, 2019
Home > Artículos > SALUD: ¿Cómo evitar la mastitis?

SALUD: ¿Cómo evitar la mastitis?

Compartir en:

El bebé necesita una nutrición apropiada, afecto, estímulo y protección contra las infecciones durante sus primeros meses. La lactancia materna satisface estas necesidades y le brinda el mejor comienzo posible en su vida. Alimentar a los hijos con pecho es algo natural y constituye una parte básica del proceso de la vida. 

 

¿Qué es la mastitis? 

Es la infección de uno o ambos senos, provocada por la penetración de gérmenes en los conductos glandulares de la mama. Es frecuente en las mujeres en período de lactancia, debido a que durante ese tiempo se forman grietas en el pezón que favorecen el ingreso de bacterias y, además, se obstruyen los canales de salida de la leche.

 

¿Qué causa la mastitis?

La obstetra de la Clínica Centenario y magister en Administración y Salud Púlbica, Kelly Muñante, señala que la causa principal de la mastitis son las grietas de los pezones, las cuales facilitan el ingreso de las bacterias que se encuentran tanto en la piel de la madre como en la boca del bebé. La mala posición al dar de lactar también la genera.

  • Las grietas o fisuras aparecen durante los primeros días de la lactancia y pueden presentarse en ambas mamas. Ocurre habitualmente cuando la postura al pecho es incorrecta, o por la humedad y/o hipersensibilidad de la piel.
  • Cuando el bebé al mamar solo “agarra” el pezón, este es lastimado por la encía o por la compresión contra el paladar duro, causando dolor y favoreciendo la aparición de grietas.
  • En raras ocasiones el recién nacido presenta un frenillo sublingual que no permite la movilidad de la lengua, la cual es de vital importancia para la buena marcha de la lactancia.
  • El uso de sustancias astringentes, tales como el limón o el alcohol, resecan la piel y mucosas de los pechos y pezones facilitando la aparición de grietas.

 

¿Cómo prevenir la mastitis?

La mastitis es una condición común que no siempre se puede prevenir, sin embargo, hay algunos pasos que las madres lactantes toman para ayudar a reducir el riesgo de desarrollar mastitis. La especialista recomienda lo siguiente:

  • Adoptar una buena postura durante la etapa de la lactancia 
  • Asegurar de que el bebé tenga un agarre adecuado al pecho. Si se prende de manera indebida puede afectar el pezón e interferir con el flujo de leche. 
  • Amamantar al bebé con frecuencia para evitar que los pechos se llenen demasiado de leche; puedes despertarlo, si es necesario. 
  • Permitir que el bebé se alimente todo el tiempo que sea necesario para vaciar los pechos. 

 

Recuerda que es importante evitar la mastitis ya que la leche materna es el mejor alimento que el bebé puede recibir. Muñante recomienda estas posturas para amamantar para poder evitar esta enfermedad.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *