Miércoles, Noviembre 13, 2019
Home > Artículos > ¿Con qué frecuencia debe hacer caquita un recién nacido?

¿Con qué frecuencia debe hacer caquita un recién nacido?

Compartir en:

Hace algunas semanas te enseñamos sobre el significado del color de la caquita de tu bebé. Pero no solamente esto último es lo que preocupa a las madres. También importa su frecuencia y su consistencia. Por esa razón, hoy día resolveremos la siguiente duda: ¿Cuántas veces al día debe hacer deposiciones un recién nacido?

Sobre la frecuencia

Lo primero que debes saber es que algunos recién nacidos tardan varios días en hacer sus primeras deposiciones. Eso no indica que estén estreñidos. Se debe, de hecho, a que toman poco alimento.

Según la Dra. Gemma Ríos, especialista en Medicina Infantil, durante el primer mes de vida, el bebé hará su caquita al menos una vez al día o incluso más. Toma nota de lo siguiente: tu hijo puede hacer tantas cacas como tomas, porque su intestino está muy activo y no retiene las heces. Recuerda que si la consistencia no es líquida, esto no es sinónimo de diarrea.

Cumplido un mes, la flora intestinal del recién nacido es más rica y su sistema digestivo maduro. Esta mejora suele tener sus efectos en el número de deposiciones que tienden a disminuir. Cumplido el año, y con una alimentación diversificada, el bebé hará una o dos cacas al día.

El pseudo estreñimiento en bebés

La especialista sostiene que, hacia el mes de vida, algunos bebés alimentados por pecho, que hasta la fecha hacían varias deposiciones al día, pasan a no evacuar durante uno, dos o incluso hasta siete días. Este fenómeno se conoce como pseudo o falso estreñimiento y es el resultado de la mayor madurez digestiva del niño. Pasado ese tiempo sin deposiciones, el bebé hace una caca blandita, abundante y de buen color: síntoma de que no está estreñido.

Si bien el pseudo estreñimiento suele preocupar a las madres, tiene que venir acompañado de una consistencia dura para que se diagnostique estreñimiento como tal. El bebé estreñido hace bolitas duras y secas y da señal de que le cuesta evacuar, incluso llegando a aparecer algo de sangre por el esfuerzo que hace. Si tu bebé es estreñido, llévalo al doctor para que te indique qué hacer.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *